lunes, 7 de abril de 2014

A MIS HIJOS DE CORAZÓN

Gracias a Dios mi alma no se guía
por motivos ni dudas razonables
y se nutre de cosas entrañables
que me llenan de orgullo y alegría
para construir al fin la historia mía
sin buscar explicar, lo inexplicable.

Y en ellas están, para siempre grabados
sus nombres que protejo muy celoso
porque son un regalo muy preciado
que me ha otorgado, mi Dios generoso
y desde que a mi vida, han llegado
mi corazón los cobiija orgulloso.

My Lucy, inteligente y decidida
y Millo, estudioso y luchador.
nuestro Toño, eterno soñador
cuyo niño corazón entro a mi vida
para ensenarme el inmenso valor
de las sencillas horas compartidas.

Y ese duende, travieso incansable
que llena de bullicio nuestro hogar
dueño de una energía inacabable
que en nuestro corazón llegó a anidar
benjamín de este grupo entrañable
que ha sanado mi fe y me enseñó a amar.

Y los amo, por ser parte mía
aunque su sangre, exprese otra verdad
en mi han nacido desde el mismo día
en que llegaron a mi soledad
para poner color a mi apatía
con su cariño y su sinceridad.

Amores de mi amor, como evitar?
amarlos cuando son la descendencia
de una mujer a la que juré amar
hasta el instante final de mi existencia.
Y en cada uno siempre he de encontrar
de mi Martha el legado de su esencia.

Mi alma los adoptó con alborozo
y aunque tengamos sangre diferente
sentirlos míos para mi es hermoso
Y el llevarlos así en mi alma presentes
es un sentir que me llena de gozo
Y eso para mí ya es suficiente.


1 comentario:

  1. Dios te bendiga por todo el amor y armonía que trajiste a nuestras vidas.

    ResponderEliminar